Los responsables de este logro son expertos del Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT), quienes desarrollaron un sistema al que llamaron ‘Chronos’, cuya particularidad es que crea un solo punto de acceso a Internet y localiza a los usuarios que están autorizados para conectarse a la Red, informa la página de noticias del MIT. 

La innovación es muy útil para no tener que depender de una contraseña (esto en caso de estar autorizado para acceder a la Red), y también para evitar que usuarios extraños roben conexión, ya que muestra un mapa detallado en el que se pueden ver los dispositivos que están conectados a Internet; incluso, permite delimitar el alcance del Wi-Fi a una zona específica de la casa.

El sistema fue sometido a prueba en una cafetería, en donde logró reconocer a los usuarios que estaban dentro del establecimiento de los ‘intrusos’ (es decir, quienes estaban fuera de ella) en el 97 % del tiempo, mientras que en un apartamento hizo lo mismo, pero en el 94 % del tiempo.

Este video explica bien el funcionamiento de este sistema:

Publicar un comentario

Con la tecnología de Blogger.