La compañía coreana LG presentó en Las Vegas uno de los avances más llamativos de la feria de consumo CES 2016. Se trata de una pantalla enrollable OLED, que es por primera vez exhibida al público.

La pantalla tiene 18 pulgadas, pero el equipo a su cargo espera que en el futuro pueda superar las 55 pulgadas y más. Si bien actualmente su resolución es de 1200 x 810 píxeles, esperan que las pantallas lleguen a soportar hasta 4K.

El verdadero uso de estas pantallas aún está por verse, pero LG expresó a la BBC que esperan que sea útil, por ejemplo, para aquellas personas que desean enrollar su televisión cuando no la usan.



Publicar un comentario

Con la tecnología de Blogger.