La salud y la tecnología de la mano. Este es el concepto con el que se desarrolla el Feverphone, un aparato que tendrá la función de analizar muestras de sangre humana con el fin de detectar enfermedades. Este artefacto enviará un informe completo del estudio a un teléfono inteligente o smartphone, con la ayuda de una app. 

Se trata de un examen de 15 minutos, pero como si se lo realizara en un laboratorio convencional, indica el doctor Saurabh Mehta, uno de los investigadores de este proyecto. Él y David Erickson, desarrollador del software y el hardware, y Julia Finkelstein son los especialistas de la Universidad de Cornell que dirigen esta investigación patrocinada por el Instituto Nacional de Salud de Estados Unidos. 

Mehta señala que con el sistema se busca acortar los tiempos y los costos de detección de patologías en lugares de difícil acceso y propensos a enfermedades como las transmitidas por el mosquito Aedes aegypti: dengue, chikungunya y zika. 

Los científicos visitaron Guayaquil la semana pasada como parte de un convenio entre la Universidad de Cornell y la Escuela Superior Politécnica del Litoral (Espol). Este acercamiento tiene como objetivo desarrollar e implementar, en el país, estos dispositivos móviles de análisis, explica Washington Cárdenas, jefe del Laboratorio de Biomedicina de la Espol y también investigador de este proyecto. 

Mehta indica que este trabajo tiene cuatro años de desarrollo. Un prototipo ya fue usado en varios países de África y en India, pero este solo medía nutrientes (Nutriphone). 

Cárdenas señala que la investigación se la realizará en cooperación con hospitales locales. No obstante, indica, primero están gestionando la aprobación de esta iniciativa ante un Comité de Ética de Investigación en Seres Humanos, que tiene el aval del Ministerio de Salud Pública del Ecuador. Se estima que a mediados de este año ya esté operativo el proyecto.(I)

Publicar un comentario

Con la tecnología de Blogger.