Este bonito dispositivo es el primer router de Google. Se llama Onhub, está fabricado por TP-Link y promete simplificar la tediosa tarea de gestionar una red WiFi. Todo se controla desde una aplicación para el móvil (para iOS y Android), y elimina los complicados paneles de administración que muchos usuarios no saben entender. Cuenta con 4 GB de almacenamiento interno reservado para actualizaciones, 13 antenas con las que ofrecer cobertura de doble banda simultánea (seis de 2,4 GHz, seis de 5 GHz y una para monitorizar la congestión de la red) y es capaz de ofrecer velocidades de hasta 1.900 Mbps. 

Cuenta únicamente con un anillo iluminado que cobrará vida "sutilmente" para informar sobre algunos eventos, pero su principal idea es la de no marear al usuario con avisos y LEDs de estado que sólo hacen confundir. Las actualizaciones las instalará de manera totalmente automática con la peculiaridad de que no interrumpirá el servicio WiFi mientras instala la nueva versión del sistema. Lo mejor es que este router OnHub no será el único dispositivo de la familia, ya que Google promete más dispositivos creados por otros fabricantes, incluyendo uno de ASUS para este mismo año.

Está disponible para su reserva desde ya mismo por 200 dólares, e incluye carcasas de color azul y negro, pudiendo adquirir otras de más colores en un futuro próximo. 




FUENTE : Google

Publicar un comentario

Con la tecnología de Blogger.